Esto es Grupo Frontera | The FADER

Hace unos años, un ganadero y un fotógrafo de bodas en El Valle del Río Grande en Texas se acercó al gerente de finanzas de un concesionario de automóviles local y le ofrecieron un lugar en una banda que tocaba en quinceañeras los fines de semana.

Alberto “Beto” Acosta, el guitarrista de la banda, estaba trabajando a tiempo completo fotografiando bodas, cumpleaños, fiestas celebrando embarazos, y quinceañeras. La idea era ofrecer un paquete a clientes prospectivos: Acosta les tomaría las fotos, después se pondría su bajo quinto y, junto a Juan Javier Cantú — un cantante y acordeonista bastante ágil — y Julian Peña Jr. — un percusionista y animador energético — harían a la gente bailar con covers de clásicos de Ramón Ayala, Duelo, y otros iconos de la música mexicana.

Peña aceptó unirse a Grupo Frontera, razonando que podía tocar con ellos los fines de semana y todavía ir a trabajar el lunes al concesionario. Después de que el percusionista Carlos Guerrero se unió, la banda empezó a tocar en salas de banquete y bares y a subir interpretaciones, como su versión de “Estos Celos,” hecho famosa por Vicente Fernández, a YouTube. Adelaido “Payo” Solís III, un chico tímido más joven que el resto de la banda, se unió como el cantante del grupo unos meses después. Un cover que postraron a comienzos del 2022, “La Ladrona,” cayó en el oído de varios bookers locales que le ofrecieron al grupo tocar en locales más grandes en diferentes ciudades de Texas.

Fue entonces que una de las canciones de Grupo Frontera — una versión jubilosa de la canción de grupo de pop colombiano Morat “No Se Va” — se volvía mega-viral en TikTok, cuando una pareja en Chihuahua, México, la bailó paso a paso juntos. La canción entró en el Billboard Hot 100, donde floto entre varias posiciones por casi cinco meses y llegó a la posición No.57. Unos meses después la banda viajó por todo su estado nativo a tocar, primero en Houston y después varias semanas en el Rodeo West en Dallas, donde encontraron un público masivo cantandoles la letra de “No Se Va” de vuelta.

Acosta saca su teléfono y me enseña un vídeo concierto para que capte la energía que reverberaba en el local esa noche en Houston. Con dificultad puedo discernir las voces del grupo entre el ruido de la audiencia gritando el coro: “Quédate otra vez / Quédate toda la noche.”

Después de estos shows, Peña tomó una decisión que cambió su vida. “Llamé a Juan y Beto y les dije, “wey, dí mis dos semanas de preaviso” Peña me cuenta entre inhálos de su vaporizador sabor café. “Y los dos estaban tipo, ‘¡Qué pedo! ¿Qué te pasa bro, que coño?’” Peña lo veía de esta manera: o podía hacer música a tiempo completo, o podía continuar en su chamba de 9 a 5.

Pero Cantú y Acosta estaban más cuidadosos — “era la primera canción que nos pegaba,” dice Acosta de “No Se Va” — pero pronto todos los miembros de Grupo Frontera siguieron el liderazgo de Peña y dejaron sus trabajos. Acosta bajó su cámara, Cantú guindó su sombrero (aunque todavía quizá lo veas con uno puesto en el escenario), Guerrero pausó su compañía camionera, y Solís, que hacía rejas para una comunidad cerrada, guardó su martillo. Brian Ortega, quien se unió temporalmente al grupo y viajaba desde Houston, se mudo a El Valle y se volvió miembro permanente.

Sus riesgos dieron frutos. Ahora Grupo Frontera está agotando entradas en estadios a nivel internacional, colaborando con Shakira, Grupo Firme, y Peso Pluma, influenciando al mundo mucho más allá de El Valle y TikTok. Sus canciones han sido nominadas para VMAs, y se llevaron un Latin Grammy el año pasado por su colaboración con Bad Bunny, “Un x100to,” cuyo video se reprodujo casi 750 millones de veces en YouTube. Han sido nominados 11 veces en los Latin American Music Awards este año, incluyendo para Álbum del año por su primer disco, El Comienzo.

Aunque han irrumpido la cultura popular, Grupo Frontera no es capaz de aprovecharse de microtendencias en TikTok ni de entregarse a la boga pasantera. Todo lo que lanzan tiene sus raíces en musicalidad tradicional y composición emotiva. “Saben cuánto tocar sin exagerar las canciones, algo que no todos los músicos saben hacer,” dice Edgar Barrera, compositor ganador de un Grammy y colaborador frecuente del Grupo Frontera, que suele trabajar con Shakira, Maluma y otros artistas.



[colabot1]

Leave a Comment